Grecia Colmenares es Maria Inés Domínguez

 

 

 

 

Maria y Inés y Martín

 

 

 

Argumento

El primer amor de Maria Inés Domínguez y Martín Estrada, comienza en Tenerife, cuando son aún unos niños, y disfrutan de sus vacaciones de verano.
Martín es un muchacho vivaz  que se divierte montando en bicicleta en la extensa y rica finca de sus padres, don José María  y doña Maruja.

Maria Inés es una chica tímida e introvertida, que vive humildemente en Argentina, junto a su madre, Clara Eugenia, la pequeña es fruto de una relación que tuvo con un hombre casado, Raúl Bertorelli,  cuando descubrió que no era libre y que además tenía una hija, Clara Eugenia rompió todo vinculo con él; desde entonces se ha encargado siempre sola de  los cuidados y la educación de Maria Inés, como continuamente planea sobre ella la traición de Raúl, sobreprotege demasiado a su hija, tanto que llega a agobiarla.
Clara Eugenia se ha convertido en una persona amargada y frustrada, echando sobre los hombros de la joven Maria Inés la pesada carga de soportar el agrio carácter de su madre, sin embargo  con su dulzura hace que lo lleve medianamente bien.

Hace poco que llegaron a España, para pasar el verano con sus abuelos,  don Francisco y doña Manuela, que adoran a su pequeña Maria Inés.

Como en un inocente juego, Martín y Maria Inés se juran amor eterno.
Transcurrido el verano, llega la hora de la dramática separación de los muchachos, pues la jovencita debe regresar a Buenos Aires. 

Nueve años después, tras el fallecimiento de sus abuelos, Maria Inés regresa junto a su madre para los funerales, pasaran unos días en la isla hasta que vendan la finca que perteneció a don Francisco y doña Manuela.

Martín que estudia en Londres, regresa para pasar unos días de descanso junto a su novia Rossana, hija del millonario Augusto Carvallo, con quien piensa casarse.
Sin embargo cuando se entera que Maria Inés ha regresado los recuerdos de aquel verano vuelven a su mente y corre a buscarla.

El encuentro entre los jóvenes es muy especial, los sentimientos que sentían cuando niños no han desaparecido con el paso de los años, y prometen que jamás volverán a separarse.
Mientras ellos disfrutan de su amor, el destino les juega una mala pasada, Clara Eugenia ha encontrado un vendedor para la finca de sus padres, aunque al Principio ella promete pensarlo, cuando descubre que su hija se está viendo con Martín decide vender, así  Maria Inés y su madre abandonan de nuevo España, y esta vez para siempre, pues según Clara Eugenia, en Tenerife no hay nada que las haga regresar.
 
Con el transcurrir de los días Maria Inés descubre que está embarazada, su madre la increpa,  tanto que veló por ella para que no le sucediese lo mismo…
Clara Eugenia le dice a su hija que lo mejor es que aborte, para no verse en la misma situación por la que pasó ella; pero la joven se niega y decide telefonear a Martín para darle la noticia, quien atiende el teléfono es  José Maria, el padre del joven, al descubrir que le llama Maria Inés decide decirle que Martín no se encuentra ahí, si no que está de luna de miel, pues se ha casado con Rossana, su novia. Pero la verdad es muy distinta, Martín no puede olvidar a su adorada Maria Inés, y por ello está pensando en romper su compromiso con su prometida, sin embargo su padre no consentirá que lo haga, hay mucho en juego para echarlo todo a perder.
La joven cree morir cuando  oye que Martín se ha casado, y toma una seria decisión ella sola sacará su hijo adelante.
Pasan los meses y nace la criatura, es un niño, y se llamará Federico, como la joven no quiere darle en adopción, Clara Eugenia decide echarla de casa, Maria Inés dejará a Federico en una guardería mientras ella  trabajará en el guardarropa de un club nocturno.
Mientras tanto Martín que desconoce que ahora es padre, ha terminado la carrera de ingeniero y se ha instalado en Madrid,  trabajará en la compañía de su futuro suegro.

El destino hará que Maria Inés entre a trabajar de secretaria en una importante empresa de ingeniería con sucursales en diferentes países, ella estará bajo las ordenes de Armando Carvallo, él nada más verla, se enamora de la joven, pero Maria Inés no ha olvidado a Martín, y  desoye los halagos de su jefe.
Pasadas unas semanas alguien de España vendrá para ocupar un puesto de ingeniero que se ha quedado vacante,  la sorpresa de Maria Inés es mayúscula cuando descubre que el recién llegado es Martín, viene acompañado por Rossana, la joven   Domínguez que le cree casado decide aceptar entonces a Armando, que no cabe en si de gozo.
Al descubrir que Maria Inés tiene un hijo, Martín supone que el padre es Armando, y se siente engañado.
Maria Inés no descubre que Martín está aún soltero hasta que ya es demasiado tarde, pues ahora es la esposa de Armando, este que sabía la relación que ambos jóvenes habían mantenido hacía años, no dudó en ocultar “tan pequeño” detalle.
Ahora ella le debe fidelidad y respeto a su esposo y así lo hará.

Con el transcurrir del tiempo Armando se dará cuenta de que nunca podrá tener a Maria Inés como el desea, y decide darle el divorcio, así logrará vivir feliz junto a Martín, este que ya ha descubierto que Federico es su hijo, no cabe en si de gozo. Pero Rossana, la hermana de Armando, no está dispuesta a perder a su enamorado, así pues no duda en provocar un accidente en el coche de Maria Inés.

Todos la buscan sin éxito, la joven ha desaparecido,  pero no está muerta como su enemiga hubiese deseado.
Un hombre que conducía su coche cerca del accidente, la auxilia, y como es médico la lleva a su casa donde la atiende, allí la joven irá recuperándose de sus heridas, pero existe un problema, ha perdido la memoria, no recuerda nada de su pasado.

Los mese pasan, y ella que no recuerda quien es decide aceptar la propuesta de matrimonio del médico que la salvó. 
Martín está desesperado sin tener noticias de Maria Inés, y cuando un día la ve en un restaurante en compañía de un hombre, se acerca hasta ella muy malhumorado, y más frenético se pone cuando le dice que no le conoce.
Pero ese encuentro entre ambos hará que la memoria de la joven regrese,  al estar al tanto de toda la historia, el enamorado de Maria Inés decide dejarla libre para que rehaga su vida junto a Martín.

Así días después, en la intimidad de una hermosa capilla Maria Inés y Martín se convierten en marido y mujer, ya serán una familia, junto a Federico, que ya tiene seis años, y adora a su padre; con el transcurrir de los meses un nuevo miembro llegará a la casa, Gianfranco, un pequeño que llena de dicha a sus padres y hermanito.   

Sin embargo la sombra de Rossana planeará sobre sus cabezas, y Maria Inés toma una drástica decisión, si no pone remedio a las incursiones de esa mujer en sus vidas ella se separará de su marido, como Martín no consigue frenar las locuras de su ex novia, Maria Inés decide marcharse del domicilio conyugal con sus dos pequeños.

Ambos se aman, y el tiempo les dará la felicidad que ansían cuando Rossana que no ha dudado en llegar hasta el asesinato para conseguir a Martín, sea internada en un siquiátrico en España, muy lejos del hogar de los Estrada Domínguez, donde ahora es todo paz y felicidad, como siempre debió ser.

 

 

Reparto

Maria Inés Domínguez -  Grecia Colmenares
Martín Estrada - Gabriel Corrado
Clara Eugenia Domínguez -Gilda Lousek
Jose Manuel Estrada -  Alfredo Zemma
Maruja de Estrada - Elsa Berenguer
Rossana Carvallo - Milena Montes
Armando Carvallo -Javier Villalba


Fuente:
Mariló Jiménez